Villalba cruzó a Bullrich: el control de las fronteras heredado de Cambiemos “era ineficaz”

Eduardo Villalba, secretario de Seguridad.

Eduardo Villalba, secretario de Seguridad.

El secretario de Seguridad, Eduardo Villalba, aseguró que el control de las fronteras heredado de la gestión de Cambiemos “era ineficaz, en términos de seguridad” y explicó que el Gobierno se dedica desde el año pasado a redestinar y utilizar con otros fines el equipamiento que la administración anterior compró para proteger las zonas limítrofes, ya que esas adquisiciones “no se adaptan a la topología de nuestro país”.

Villalba salió al cruce de la exministra de Seguridad, Patricia Bullrich, quien sostuvo que la administración de Mauricio Macri “dejó al país con una de las fronteras más seguras de la región”.

“La mentira no construye mejores propuestas o proyectos políticos, solo subestima a las personas y reduce la riqueza del debate honesto: el estado en el que encontramos las fronteras era ineficaz en términos de seguridad”, dijo Villalba en las últimas horas en su cuenta de Twitter sobre los comentarios de Bullrich.

El secretario de Seguridad indicó que el equipamiento comprado a Israel durante la gestión de Mauricio Macri “no se adapta a la topología de nuestro país” y explicó que “las lanchas compradas por 15 millones de dólares, cada una tienen calado poco dúctil para nuestros ríos y un armamento inapropiado para el delito que se busca prevenir”.

Detalló además que “los aviones no tripulados, también comprados a Israel, por ser de uso militar, no podían ni pueden ser autorizados para volar en las fronteras y las cámaras de vigilancia instaladas en Puerto Iguazú estaban fuera de servicio porque no son aptas para zonas de vegetación selvática”.

Consultado por Télam sobre la utilidad de esas compras, Villalba contó que “desde que el año pasado se tomó contacto con ese equipamiento en las visitas a las dependencias de las fuerzas federales”, por lo que “se está analizando qué se puede reutilizar, destinar a otro lugar o cederlo a las Fuerzas Armadas, pero eso está en estudio”.

“La mentira no construye mejores propuestas o proyectos políticos, solo subestima a las personas y reduce la riqueza del debate honesto”

Eduardo Villalba

“Las lanchas sí se están utilizando en otros lugares y de la manera que se puede, y se está tratando de poner en funcionamiento y en valor a las cámaras de seguridad en fronteras porque muchas no funcionaban, por lo que se está en tratativas con las empresas que las proveyeron”, sostuvo.

En cuanto a “otro equipamiento, como los drones cautivos o elementos aéreos auto tripulados” Villaba sostuvo que “son los más difíciles de reubicar o reutilizar porque no sirven para la zona selvática del Litoral ni para la zona de altura del noroeste”.

Este miércoles, Bullrich aseguró en su cuenta de Twitter que el presidente Alberto Fernández “no tiene la menor idea que dejamos al país con una de las fronteras más seguras de la región” y calificó al mandatario de “mitómano”.

“Solo tiene que encender las máquinas. Durante nuestro Gobierno reconquistamos las fronteras argentinas. Nuestra gestión logró un resultado inédito en la lucha contra el narcotráfico y el contrabando, por contar con la tecnología más avanzada de América Latina”, escribió la presidenta del PRO.

En tanto, el ministro de Defensa, Agustín Rossi, respondió a esos comentarios al señalar en un tuit que Bullrich “miente sobre la radarización de la frontera norte”, ya que “el Gobierno de Cambiemos no colocó nuevos radares allí”.

Los comentarios de Bullrich ocurrieron a partir de que el Presidente suscribiera acuerdos en Bariloche que permitirán reactivar la fabricación de radares de nueva generación (RPA 200) que se incorporarán al Sistema Nacional de Vigilancia y Control Aeroespacial (Sinvica) y realizó una recorrida por la empresa.
El acuerdo implica la fabricación de cinco nuevas unidades del Radar Primario Argentino 200 (RPA 200), que tiene un radio de cobertura de 400 kilómetros, y cuyo costo de fabricación es un 20 por ciento menor al del modelo anterior.

Las primeras unidades serán destinadas a las ciudades de Río Grande, en Tierra del Fuego; Posadas, en Misiones; y Resistencia, Charata y Taco Pozo, en Chaco.

Entradas relacionadas