Despidieron en Abra Pampa al docente Darío Martínez

docente Darío Martínez

Darío Martínez trabajaba en dependencias de sede de Región VII- Abra Pampa, por más de 10 años, ya se había ganado la amistad de colegas y gente abrapampeña. Una patología que padecía le hizo vulnerable al coronavirus y perdió la vida ante esta pandemia.

Cerca de las 17 hrs. del martes 20 de abril, su cuerpo junto a familiares, pasaron por sede de región para permitir que sus colegas pudieran despedirse, es así que se congregaron en el lugar a ese horario, varios colegas y amigos. Hubo palabras de pésames y entrega de recordatorios a los familiares directos por parte del personal que trabaja en sede de Región- Abra Pampa.

El martes 30 de marzo, prácticamente en el mismo lugar, se despedía al docente de escuela 245 Román Llampa que también fallecía por coronavirus, 22 días después una historia similar con el quiaqueño Darío Martínez que falleció el lunes 19 de abril.

Según se supo, Martínez trabajó hasta la primera semana del mes de abril, luego dejó la misma debido a ser positivo para coronavirus. “Cuando se conoció que su estado de salud no era la mejor, nos alarmamos”, dijo el supervisor de Región René Gaspar. Aclaró que tras la situación se tuvo que aislar a un contacto estrecho de Martínez por precaución, pero más luego el resultado dio negativo.  
“Lamento esta pérdida, Martínez ha cumplido funciones en diferentes lugares, rescato mucho su paciencia y experiencia, una persona reconocida por muchos directivos, es doloroso pensar que Darío ya no está en sede de Región Abra Pampa”, agregó Gaspar. También se supo que Martínez había puesto en evidencia ante las respectivas autoridades sobre la patología que padecía y alertó en el año 2.020 sobre las consecuencias que le podía traer ante la pandemia del coronavirus.

“Gracias por haberse acercado a despedir a mi padre, yo quería que mi padre pasara por aquí, aquí tenía mucha gente querida, cuando él estaba internado se comunicaron varios docentes, colegas, amigos”, dijo uno de sus hijos ante los presentes.

“Es un hasta luego. Hasta siempre Darío” dijeron los presentes y con fuertes aplausos despidieron el cuerpo del docente.

Según dijo el supervisor René Gaspar, al momento no hay más casos de coronavirus positivo en docentes de la zona, pero sí de casos sospechosos que ante la misma debieron ser aislados.

Entradas relacionadas