Los medios colombianos denuncian que “el Ejército y la policía tienen vía libre para masacrar”

El Gobierno sacó a la fuerza militar a las calles.

El Gobierno sacó a la fuerza militar a las calles.

Periodistas colombianos de medios alternativos que trabajan en el territorio colombiano denunciaron este martes que “el Ejército y la policía tienen vía libre para masacrar a los jóvenes”, criticaron la “narrativa de odio” creada por los grandes diarios y plantearon la necesidad de una alternativa comunicacional ante las protestas contra el Gobierno de Iván Duque.

“El Gobierno se sirve de grandes medios de comunicación para legitimar una narrativa de odio y habilitar a la llamada ‘gente de bien’ a tomar las armas en contra de los manifestantes”, explicó la periodista Gloria Arias, columnista del diario El Espectador, en la charla virtual.

El argumento favorito que esgrimen los medios hegemónicos y el Gobierno es la amenaza de falta de insumos, alimentos, fármacos a raíz de los bloqueos de rutas, denunciaron.

“La estrategia es poner a todos en una misma bolsa de vándalos y poner a la sociedad civil al servicio de la fuerza de choque del Gobierno”, acotó Johan Rodríguez García, comunicador popular de radio comunitaria en Cali.

“En la ciudades, los colombianos ‘de bien’, cansados de los bloqueos, salen a dispararles a los jóvenes, a los brigadistas de salud, a los manifestantes. Vemos cómo aparecen esos actores que se creían que estaban ocultos, pero están muy vigentes en la sociedad”, alertó Daniela Blanca, del equipo de comunicación del Congreso de los Pueblos.

“¿Quién es la ‘gente de bien’, quién los matriculó? Esa ‘gente de bien’ es la que está habilitada para salir armada y matar a los manifestantes”, señaló Arias.

La cantidad de noticias blinda la sensibilidad de la gente y los vuelve impermeables. Para que estos ciudadanos armados existan “se necesita una estructura desde el Gobierno y los medios de comunicación para que la sociedad civil habilite la matanza de gente, de niños”, continuó.

La militarización impulsada por Duque tras las manifestaciones del 28 de abril son de una desproporción alarmante que, mientras muchos medios de comunicación deciden callar, los medios alternativos denuncian, indicaron en la actividad.

“La represión más fuerte es en Cali, donde el Ejército y policía tienen vía libre para que masacrar a los jóvenes a las calles”, indicó Blanca.

“La respuesta entre un muchacho que está con un par de piedras en la mano o pintando una pared y le dan cinco tiros por la espalda es de una desproporción que el Gobierno debía impedir”, agregó la columnista de El Espectador. Las fuerzas militares y fuerzas públicas tienen impunidad para hacer lo que quieran y la respuesta del Gobierno es la militarización para resolver a sangre y fuego”, agregó. Por su parte, Blanca alertó que “a raíz de la militarización hay un fenómeno aún más preocupante: el paramilitarismo que, según el Gobierno de Colombia no existe, pero lo estamos viendo”

Sin ir más lejos, este martes falleció en Pereira Lucas Villa, el joven estudiante que recibió ocho balazos y el lunes había sido diagnosticado con muerte cerebral.

“Como medio de comunicación evidenciamos de forma presencial la represión del Estado es desmedido, el uso de armas de fuego que violan protocolos de derechos humanos nacionales e internacionales, el uso de armas que provocaron la muerte a muchas personas. Denunciamos también más de 30 muertes en el país por parte del Escuadrón Móvil Antidisturbios de la Policía colombiana (Esmad) y personal civil armado sobre todo en Cali con la protección de la Policía”, aseguró Edilson Valencia, comunicador popular de Popayan, al sur de Colombia.

Entradas relacionadas