De película! Dos aviones chocan pero no hay víctimas fatales

Dos aviones chocaron en el aire. Esto sucedió en Estados Unidos, cerca de Denver, en el centro de Colorado. Los mismos eran aviones pequeños. En uno se encontraba 1 piloto y 1 pasajero y en el otro solamente 1 piloto. Es decir, que en total eran 3 personas involucradas en el incidente. Por milagro los dos pilotos y el pasajero que volaban y que vivenciaron esta experiencia traumática, resultaron ilesas, según las noticias e informes que se han llegado a conocer.

Ambos aviones se encontraban volando sobre el Parque Estatal Cherry Creek. Los dos pilotos además estaban con el objetivo de aterrizar en el Aeropuerto Centennial, cuando en tan solo un segundo los aviones chocaron.  El impacto fue tan grande y fuerte que uno de los aviones quedo prácticamente cortado por la mitad.

Si bien fue un efecto tipo estallido y choque a la vez, lo que cabe destacar de esta nota es que todas las personas pudieron sobrevivir a esta experiencia negativa.

El avión modelo Cirrus SR22 de un solo motor, que transportaba al pasajero y al piloto, desplegó un paracaídas para lograr aterrizar de manera apropiada y segura, a unas cuatro millas al norte del aeropuerto, ubicado en Englewood. Según los datos, referencias e informes que se pudieron obtener y recabar, el mismo habría salido una hora antes del aeropuerto para volar a Fort Collins. Y luego en su regreso tuvo la mala suerte de colisionar con otro avión.

Por otra parte el avión partido por la mitad era una nave de carga modelo Swearingen Metroliner SA226TC y solamente se transportaba el piloto. Este viajaba hacia el este, cuando aterrizó en la pista de aterrizaje Centennial, con aparentes daños en el fuselaje trasero.

Desconcertados y agradecidos

Según la nota que se le pudo realizar al oficial de policía del condado de Arapahoe, John Bartmann, dijo en un comunicado, que “Esperas algo mucho peor. Esto fue increíble” – “Hemos tenido varios accidentes aéreos en nuestra jurisdicción, pero nunca hemos visto desplegar un paracaídas y aterrizar el avión de forma segura».

Según el control de tráfico aéreo, se le había advertido al avión Cirrus que virara hacia el oeste mientras se preparaba para el aterrizaje. Y estás indicaciones se enviaron dado que había un Metroliner cerca, dentro del mismo área y se buscaba advertir rápidamente para evitar un accidente pero no fue a tiempo lamentablemente, porque segundos después de informar, ocurrió el choque.

«Parece que el motor derecho falló, así que voy a continuar mi aterrizaje», dijo el piloto del Metroliner, tal vez sin darse cuenta de que se había producido una colisión.

Aún no se sabe con certeza, es decir, no está perfectamente claro quién o qué causó el accidente en si. La Administración Federal de Aviación y la Junta Nacional de Seguridad del Transporte están investigando el accidente en su totalidad.

Pero en fin, como mencionábamos arriba lo importante en esta historia es que las tres personas que viajaban y se encontraban en los aviones milagrosamente hoy están vivas y sin ninguna herida.

Entradas relacionadas