La democristiana Provoste, la candidata presidencial de la centroizquierda chilena

Con el 53,4% de las mesas escrutadas, la democristiana y actual presidenta del Senado Yasna Provoste se convirtió en la candidata presidencial de la centroizquierda chilena con un 62,2% de los votos, una victoria aplastante que rápidamente reconoció la dirigente que quedó segunda en la consulta ciudadana que hizo de las veces de primaria de la exConcertación, la socialista Paula Narváez.

Según el recuento parcial, Narváez, la abanderada de la expresidenta Michelle Bachelet, quedó muy atrás con un 26,4% de los votos y Carlos Maldonado, del Partido Radical, apenas obtuvo un 11,4%.

Desde la norteña localidad de Vallenar, en la Región de Atacama, la ahora candidata presidencial de la centroizquierda celebró su triunfo y dio su mensaje agradeciendo a todas las personas que votaron y se sumaron a su proyecto político: «Nada es más importante que Chile”.

«Tenemos que ser capaces de transformar todos juntos nuestro país”, pidió y aseguró que su partido, la histórica Democracia Cristiana (DC), formará parte de la “unidad de la centroizquierda”.

La senadora Provoste, rodeada de parte de su equipo de campaña, afirmó que, en caso de ganar en las elecciones de noviembre próximo, abrirán «las puertas de La Moneda (Palacio Presidencial) al Chile de las regiones, comunidades y al Chile que vive en el mundo rural».

«Ese es nuestro compromiso”, sostuvo.

Reconoció que la campaña que antecedió a esta consulta especial, que sucedió un mes después de las primarias oficiales en las que participó todo el resto del arco político, ha sido “muy intensa, breve, pero marcada por mucha energía y entusiasmo” y se comprometió a buscar “un país que avance en evitar las exclusiones y de buen trato a nuestros adultos mayores”.

“Este Chile será otro”, finalizó Provoste y prometió que “Chile será un Estado plurinacional”.

Incluso antes de que se conocieran los números preliminares, las celebraciones con gritos, saltos y música ya habían estallado en la sede de la DC y en la comuna de Vallenar, norteña región de Atacama, lugar donde nació la ahora candidata oficial de la Unidad Constituyente, el nuevo paraguas que incluye a los partidos de la exConcertación, que gobernó el país durante décadas tras la vuelta de la democracia.

“Acabo de hablar con la senadora Yasna Provoste para reconocer su triunfo en esta consulta ciudadana”, reconoció rápidamente Narváez en conferencia de prensa y adelantó: «Tendrá mi entera y total disposición a ser siempre un factor de unidad del proyecto político de la centroizquierda” de cara a las presidenciales del 21 de noviembre.

La socialista aseguró que “esta consulta le entrega un piso de legitimidad importante al triunfo hoy día de la senadora Provoste, que a partir de ahora es la candidata de Unidad Constituyente, de este proyecto de la centroizquierda”.

Y cerró: “Tenemos el desafío de ganar en noviembre y diciembre porque no puede ganar la derecha, no puede ganar Sebastián Sichel, que es el continuador de (el presidente Sebastián) Piñera, porque sabemos que eso le hace mal y daño al país”.

Minutos después, Carlos Maldonado, tercero en esta Consulta Ciudadana, dijo en conferencia de prensa que “los resultados son claros, las personas que han salido a votar han optado por la opción de Yasna Provoste, la triunfadora es la senadora, el resultado se asume y se respeta”.

“Nos sometemos al resultado de la ciudadanía”, dijo Maldonado desde la sede del Partido Radical y se mostró autocrítico: «Es una participación baja que nos deja una tarea por delante para construir mayoría en noviembre”.

Y repitió una crítica que marcó toda su campaña: la participación hubiera sido mayor si Unidad Constituyente hubiera participado en las primarias legales, organizadas por el Estado y en las que estuvo todo el resto del arco político, el pasado 18 de julio.

Ante la contundencia de los números, toda la alianza de centroizquierda pareció empezar a encolumnarse rápidamente detrás de la candidata democristiana.

Los senadores Loreto Carvajal del Partido Por la Democracia y Carlos Montes del Partido Socialista, ambos del comando de Paula Narváez, reconocieron el triunfo de Yasna Provoste.

«Felicitaciones a Yasna Provoste por su triunfo en la Consulta Ciudadana (…) Estaré junto a ti en este camino que hoy comienzas como la abanderada de la Unidad Constituyente», dijo la senadora Carvajal.

Mientras el senador Montes agregó que “los resultados son irrefutables”.

Durante la jornada se vieron filas en los locales de votación, pero según estimaciones la causa no fue por una masiva participación ciudadana, sino por la fusión de locales y mesas, ya que las elecciones se llevan a cabo sin la participación del Servicio Electoral (Servel).

El órgano oficial no organiza esta consulta porque los partidos de la centroizquierda chilena decidieron convocarla un mes después de las primarias presidenciales oficiales del 18 de julio porque en ese momento no lograron llegar a un acuerdo para competir juntos.

En total 1.300 mesas de votación se instalaron para recibir a los votantes, una cifra chica en comparación a comicios anteriores, organizados por el Estado, en los que fueron más de 40.000.

Los votantes tuvieron que asistir con barbijo, alcohol en gel y respetando el distanciamiento social debido a la pandemia del coronavirus, que ya dejó 36.605 muertes y más de 1,6 millones de contagios en Chile.

Solo pudieron votar los ciudadanos que eran militantes de partidos de centroizquierda y de izquierda, como Democracia Cristiana, Partido Por la Democracia, Partido Radical, Partido Socialista, Partido Progresista, Partido Liberal, Nuevo Trato y Ciudadanos.

También pudieron hacerlo personas que habían participado en las primarias de julio, si cumplían con el requisito de ser independientes al 29 de noviembre de 2020 y que cumplieron los 18 años antes de esa fecha.

Con este resultado, Yasna Provoste representará a la centroizquierda en las elecciones del 21 de noviembre y tendrá que enfrentar al oficialista Sebastián Sichel y el opositor de izquierda Gabriel Boric.