pachamama

Pachamama, Madre Tierra

La Pachamama es La Diosa reverenciada por hombres de los pueblos indígenas de los Andes. La Pachamama es la Santa Tierra o la Madre Tierra, así la denominan sus hijos, es decir el hombre aferrado a la tradición ancestral que se celebra en todo el Noroeste del país.

Qué es la Pachamama

pachamama
Ritual a la Pachamama

La Pachamama, Madre Tierra, es una semidiosa venerada por ser generadora de la vida, símbolo de fecundidad por su capacidad para producir, bendecir y procrear plantas, animales, alimentos y otros medios de subsistencia del ser humano. Es adorada por los descendientes de los pueblos originarios que habitan territorios desde mucho antes que existieran las fronteras actuales. De hecho, los orígenes de este culto se remontan a la época preincaica, es decir, antes de que la región fuera anexada al Tawantinsuyu o Imperio Inca.

Pachamama es también la Diosa de la fertilidad que gobierna sobre la siembra y cosecha que el hombre sembró. Pachamama es una divinidad andina a la que se le realizan ofrendas en las ceremonias agrícolas y ganaderas. Pachamama​ está asociada a lo femenino y el espíritu de la Tierra.

En sí “Pachamama” significa “Madre Tierra”: pacha, un término aimara y quechua, significa mundo, universo, tiempo, época… y mama: «madre».

Día de la Pachamama

Cada 1 de agosto, desde el primer minuto de ese gran día, el aroma a coa anuncia que el día de la Pachamama ha llegado, o en todo caso el mes de la Pachamama, porque su ritual se extiende durante los 31 días, por lo general cada fin de semana. Su homenaje toma mucha fuerza especialmente en la Puna Jujeña y Salteña, Tucumán y Catamarca.

Preparativos para el homenaje a la Pachamama

rativos de la pachamama
Preparativos para el ritual de la Pachamama

En el Norte Jujeño, la Fiesta de la Pachamama familiar se planifica con anterioridad y sus preparativos comienzan con un día de anticipación de forma obligada, ya que el preparativo de las comidas significan horas de cocción, de igual manera con otros detalles como con los preparativos de las bebidas, un gran ejemplo “la chicha”.

Es trascendental hacerlo con anticipación, entonces dispondrán de su tiempo tus invitados, sobre todo la familia más íntima. Como es una fiesta de tu casa, de tu finca… es algo muy significativo en lo personal, porque se agradece a la Pachamama por favores obtenidos y por eso se comparte las alegrías.

La Tijtincha en La Pachamama

la tijtincha para pachamama
La cocción de las tijtinchas

Ley de los abuelos, sin tijtincha no puede haber homenaje a la Pachamama, es por eso que esta comida regional llega con el mes de agosto. En los últimos tiempos su preparación se fue transformando. Anteriormente decían que la tijtincha se realizaba con cerne ceca y era hervida sin sal. Actualmente es más común deleitar la tijtincha realizada con carne fresca, hervida con sal y otros condimentos acordes al gusto familiar.

La tijtincha, entonces es carne hervida con mazorcas (maíz seco) y verduras comunes de una sopa. La carne y la mazorca deben hervir con un día de anticipación.
Otra típica comida infaltable en el ritual de la Pachamama, es machorra: Siendo su ingrediente principal carne hervida y harina de maíz tostado. El resto de las comidas, como empanadas, guiso de quínoa, calapurca, ocas, habas, entre otros, dependen de la costumbre y gustos particulares.

Las bebidas en la Pachamama

Al igual que la comidas, la bebida es otra parte muy fundamental del ritual de la Pachamama. Es infaltable el alcohol, la chicha, la cerveza, licores y chuya. También varía de acuerdo al gusto familiar. La gente mayor también solía anticiparse al evento y preparar una deliciosa chicha de maíz, cada uno con sus particularidades, todas para el deleite de sus invitados y esperar decir “que rica chicha”.

Las ofrendas y ceremonias

ofrendas a la pachamama
Ofrendas a la Pachamama

La ofrenda es una manera simbólica en la cual el hombre devuelve a la Pachamama lo que ha tomado de ella, con el fin de restablecer la reciprocidad entre el ser humano y la naturaleza. Así, además de devolver algo de lo que nos ha dado y agradecerle por ello, a la Madre Tierra se le pide por nuestros deseos más profundos acerca de la vida, lo que queremos lograr y lo que queremos para nuestros seres queridos.

Las ceremonias son básicamente de dos tipos, en los hogares, con ofrendas particulares y familiares, y en comunidad, donde la ceremonia es liderada por un comunero o las personas ancianas de la comunidad.
En las casas, la ceremonia comienza bien temprano con el sahumado, que es la “limpieza espiritual” de las habitaciones. A primera hora, los habitantes de un pueblo agradecen y piden perdón a la Pachamama en un rezo individual o comunitario: se debe sahumar tanto el hogar como los negocios, el espacio de trabajo e incluso a las personas más cercanas en los afectos, para sacar las malas energías y comenzar un nuevo ciclo vigorizantes.

Corpachada a la Pachamama

la corpachada para la Pachamama
Homenaje a la Pachamama con la corpachada

La corpachada es el propio ritual u homenaje a la pachamama, es la acción en
la que se depositan ofrendas en un hoyo cavado en la tierra, como manera de darle de comer y beber a la Pachamama. Se celebra en agosto porque es el tiempo previo a roturar la tierra, para luego poder sembrarla.
La Pachamama recibe lo mejor de las bebidas, comidas, junto al agradecimiento y pedidos del hombre.
Alli retumba “Pachamama, Madre Tierra, no me comas todavía. Mira que soy joven, tengo que dejar semillas”, en tonada de poesía o en tonada de copla.

Entre diálogos de reencuentros y nuevas amistades, los festejos toman más fuerza y color, finalizando con el homenaje particular a la Pachamama.